En 1959 fui de Vanguardia de la Juventud Salvadoreña… Entrevista con Pedro Santacruz

SAN SALVADOR, 20 de junio de 2009 (SIEP) “En 1959, Carlos García, conocido como “El Chiqui” me recluta para la Vanguardia de la Juventud Salvadoreña, VJS” y conozco entonces a muchos compañeros como Lico Baires, Armando Herrera, Rubén Cuenca, Ricardo Castro Rivas, Rafael Aguiñada Carranza…” nos relata el revolucionario salvadoreño Pedro Santacruz.

Y regresando en el tiempo nos señala que “para lo del 44, las jornadas de abril y mayo, tenía solo 4 años, pero me acuerdo que estaba jugando con mis hermanos en el rancho donde vivíamos, cuando pasaban los aviones bien bajitos y les gritábamos: “avión, tiranos una bomba…”esos aviones iban a bombardear a El Espino, a los combatientes de El Espino…”

Nosotros vivíamos en Ahuachapan, cantón El Junquillo, caserío Tahuapa, que era un río subterráneo. Nací el 21 de diciembre de 1940. Somos 18 hermanos. 3 del primer matrimonio de mi papá y 15 del segundo. Mi papá se llamaba Fidel Antonio Santana Trinidad Castro, era carpintero y jornalero agricultor.

Regresando a lo de 1944, mi papá guardaba esquirlas de las bombas que tiraron en El Espino…En Tahuapa no había escuela y tuve que ir al cantón para estudiar el primer año…a Domingo que era mayor, lo mandaron a estudiar tercer grado “al pueblo.”Y tenía que viajar a caballo, las calles eran de tierra, de lodo en los inviernos y el caballo se hundía hasta la rodilla y yo me iba con él y me regresaba en el caballo, tenía siete años, viajaba sólo con mi hermano, y al regresar y esta es la primera vez que lo confieso, cada vez que lo dejaba, regresaba llorando…

Estudie hasta 4to. grado en el cantón Las Chinamas, que quedaba como a 6 kilómetros de nuestra casa, iba descalzo con mi cebadera con dos tortillas o dos pupusas, debajo de un árbol hacía el almuerzo, con mi tecomate con agua…pienso que todo esto me ayudo a fortalecer mi conciencia de ser un joven humilde, trabajador…

El 5to. y 6to. grado lo hice en una escuela de Ahuachapan, me daban 5 centavos de colón para golosinas, no me lo gastaba todo, guardaba algo para regresar con un cucurucho de dulce, que valía tres centavos.

Niño aún empecé a trabajar, sacaba arena de un río, 25 centavos por metro, porque donde vivíamos había un río, y la gente pasaba comprando arena.

A los 15 años me fui para Santa Ana , era el año 55, a trabajar y estudiar. Conocí entonces a mi primera hermana, enfermera, me dijo: me dice tu papá que ya no querés trabajar la tierra… Y me dio posada. Y me consiguió trabajo. conseguí una cédula de 18 años y empecé en el Hospital san Juan de dios, 12 horas diarias, y me pagaban 36 colones al mes, y me daban alimentos los tres tiempos…mi hermana me llevo, ella era enfermera, y vivía donde ella…

A los 6 meses, el jefe de Enfermería me dijo: fíjate bien como se inyecta. Entonces cuando trabajaba por las noches, el enfermero se acostaba y yo le hacia el trabajo, ya mas adelante hacia de todo. Y una vez se lo comente, que ya podía, y me dieron un Interinato como Enfermero, y me subieron a 60 colones mensuales.

A los 17 años viví una experiencia amorosa muy intensa con una mujer mayor, tenia ella 30 años…pero al final no tuve valor para formalizar un hogar y decidí no casarme y opte por meterme al cuartel…Hice la “platada” en el Cuartel de Santa ana, entre el año 57 y salí el 58. estando en el cuartel, el medico que atendía y examinaba a los reclutas era el mismo Jefe de donde estuve trabajando en el Hospital san Juan de dios.

Y me pregunta: y que estas haciendo+Le explico. Y me dice: salite de ahí y me venís a ayudar a atender2 así que debute como ayudante de enfermería en el cuartel. A los 3 meses desertó un cabo y el jefe de Compañía, que me conocía por el juego de billar, me dice: por qué no te examinas para la plaza de cabo+ Y paso el examen y en 3 meses subo de soldado raso a cabo.

Este jefe de Compañía era un coronel nazi, se llamaba Ernesto Lieschestein, era mitad alemán y mitad salvadoreño, antisemita hasta las cachas…me tomo cariño y cuando supo que me iba me dijo: quédate, vos vas a ser un alto oficial del ejercito, no te vayas, mejor toma le examen para subsargento. Termino convenciéndome y tome el examen y lo pase, me examinó el Coronel Jaime Ernesto Flores, me gane el grado de subsargento…pero al año me desespere de estar en el cuartel y decidí regresar con mi hermana…

Es que rechazaba el trato que se daba en el cuartel, injustamente le pegaban a los soldados, a los clases les imponían plantones, te aplicaban “chicharrones”, de dos o tres horas, con un látigo te golpeaban…todo este trato inhumano me causaba verdadera indignación…

El año 58, a los 18 años, me voy para San Salvador, llego a donde mi hermano Domingo, que ha sido siempre como un padre para mi y para mis hermanos…Domingo es el segundo después de Bernardo, después sigue una hermana, luego Fidel y yo el quinto…Ya en la capital un amigo me consiguió trabajo en una venta de vehículos, como auxiliar de vendedor de repuestos, la agencia era de los MercuryLincoln, atendía a Casa Presidencial, el dueño era Antonio Batarse, el negocio quedaba frente a la Penitenciaria Central, sobre la calle Rubén Darío y 9na. Avenida Sur.

Ya para esa época participaba en diversas actividades del movimiento popular, vivía con mi hermano Fidel, estudiaba de noche el Plan Básico en el INSFRAMEN, que quedaba donde esta hoy la Alcaldía…Fue entonces que capturaron al estudiante y poeta Roque Dalton y lo metieron preso y viví la experiencia de presenciar como luego del golpe de estado del 26 de octubre de 1960 liberaron a los presos políticos y a Roque lo saco el, pueblo eh hombros, como héroe…

Para esa época ya asistía a charlas en la Universidad que daban en el Paraninfo, nosotros vivíamos en la 7ma. Avenida Sur y 4ta. calle Poniente, conocí a muchas personas, incluso habían comandantes sandinistas viviendo acá, iba a actividades convocadas por AGEUS, por el PRAM…Domingo ya estaba organizado, yo era activista…

En los años 59 y 60 asistí a casi todas las manifestaciones en contra de Lemus, me les zafaba del trabajo con cualquier excusa, me acuerdo de una manifestación que salio de casa presidencial y se vino por la Ave. Cuba, y a la altura del paso a dos niveles, mataron a un estudiante, los de la Policía nacional…era una situación caliente, todos los días había actividad en contra del tirano…

Con Lico Baires era con el que mas me llevaba de la VJS, hablaba mas con el, fue el quien me llevó a reuniones para organizar los Grupos de Acción Revolucionaria, los famosos GAR…e 1960 me acuerdo de las luchas de los estudiantes de medicina contra Lemus, allá en La Rotonda, Saenz Varela era estudiante…también era estudiante Manuel Gavidia, que tiene hoy una clínica en Quezaltepeque, Salvador Moncada…en octubre del 60 fueron grandes manifestaciones para sacar a Lemus…hasta que lo logramos…

En enero de 1961 vino el contragolpe, yo ya era militante de la VJS, y entonces me vincule también al Movimiento revolucionario 2 de Abril, el MR 2ª, que dirigía Domingo junto con Salvador Pérez Pérez, odontólogo graduado en la URSS, Alfredo Avilez, que vive en Costa Rica, Raúl Martínez, pequeño empresario …

Y así me fui fogueando, aprendí a hacer bombas molotov, a levantar croquis…me acuerdo que las reuniones las hacíamos en el edificio Chahin, donde estaba la facultad de Economía, y en el Paraninfo Universitario, todos llegábamos a las reuniones con anteojos oscuros, allí llegaban Pepe Rodríguez Ruiz, Roberto Castellanos Calvo, Schafik, Carpio, Roberto Carias Delgado , todos del PRAM. Para esa época, la derecha realizo una campaña de carteles en los postes, decía: Conozca esta cara…era una foto de Schafik…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>