En recuerdo de un revolucionario integral: Dr. Carlos Madriz

En recuerdo de un revolucionario integral Por Raúl Padilla Vela

Al Doctor Carlos Madriz lo conocí en 1958, cuando militábamos en la “Asociación de la Juventud 5 de Noviembre”, estudiante de bachillerato en el colegio Cervantes de San Salvador”…Era muy respetuoso, bien educado y muy activo. Disciplinado, servicial, generoso. No tuvo dificultades en sus estudios de bachillerato, ingresó a la facultad de derecho de nuestra universidad nacional ingresando a la “Acción Estudiantil Universitaria-AEU”:

En 1962 fue detenido por la Policía Nacional cuando dirigió la defensa legal de las vendedoras ambulantes maltratadas por las autoridades y representando a “Fraternidad de Mujeres Salvadoreñas” en la que era dirigente su querida madre señora Ángela Martinez de Madriz: !Madre e hijo sustentando los mismos ideales de justicia!.

Ese mismo año viajó a Cuba en una Asociación General de Estudiantes Universitarios Salvadoreños-AGEUS con la intención de participar en el Congreso de Estudiantes Universitarios Latino americanos sobre la educación universitaria, a su regreso fue capturado por la Guardia Nacional.-

Recuperando su libertad participó en la organización social para defender los derechos de los pobladores de tugurios…!Siempre en defensa de los humildes!.-

Habiendo ganado una beca, se marchó para Cuba a estudiar medicina, siempre militando en las filas revolucionarias, se tituló como médico cirujano al terminar el decenio…

A principios de 1975 ya de regreso a El Salvador, ingresó a trabajar en el Seguro Social y fue así testigo de la masacre de estudiantes universitarios del 30 de julio del mismo año. Hubo en esa masacre varios muertos y desaparecidos y mas de 50 heridos, el doctor Madriz atendió a muchos de ellos y hasta ayudó a la evacuación de los heridos. La penúltima vez que lo vi fue en el velorio de Rafael Aguiñada Carranza, (asesinado por el ejercito yankee-salvadoreño).

En el local de la Federación Unitaria Sindical Salvadoreña-FUSS-, donde había improvisado una clínica de emergencia para atender a los dolientes… !Siempre generoso!. Y la ultima vez, me lo encontré en la casa de una camarada Valentina, a quien le prestaba su atención médica gratuita…!Siempre solidario!.

Casualmente me encontré al siguiente día con su hermano Ricardo, quien me dio la nefasta noticia: “La policía se llevó esta madrugada a Carlos!… Primero lo llevaron a las mazmorras de la Guardia Nacional, lo torturaron, trataron de humillarlo pero jamás lo lograron los cobardes agresores, los torturadores y sus coroneles todavía le tienen miedo, a pesar que lo desaparecieron físicamente. Pero a este paradigma de la humanidad, del que hemos hablado, siempre lo llamaremos:
CARLOS MADRIZ MARTINEZ, UN REVOLUCIONARIO DE VERDAD!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>