SINTAMONOS PARTE DE LA CONSTRUCCION DEL CAMBIO

Transcripción: Discurso Salvador Sánchez Cerén, en ocasión de
Inauguración Plaza y Monumento en homenaje a Schafik Hándal. 24 enero
de 2011, Mejicanos, El Salvador.

Compañeros y amigos embajadores, compañeros y compañeras de la
Comisión Política, familia de Schafik, representantes de los partidos
hermanos de lucha de Schafik y de nuestro pueblo.

Sé que aquí está la mayoría de militantes de Mejicanos, en este acto
tan importante y que como Schafik utilizaba estos espacios nos servían
para nutrirnos de las orientaciones y de los compromisos para seguir
adelante, él no desperdiciaba ningún espacio para poder dar
orientaciones claras, precisas, sobre el momento y sobre lo que hay
que hacer

Esta obra, hermanos de Mejicanos, representa el triunfo de marzo del
2009 [APLAUSOS], esta obra representa que El Salvador está viviendo
una nueva etapa, y todas las nuevas etapas traen problemas nuevos y
compromisos nuevos. El mensaje y la consigna de Schafik de La Lucha
Continúa, es un mensaje de lucha permanente, no puede haber descanso,
no podemos ahora decir que llegamos al gobierno y cruzarnos de brazos,
la tarea es ahora más complicada, la derecha quiere regresar al
gobierno ¿Lo vamos a permitir?

No vamos a permitir veinte años en los que llevaron a este pueblo a la
miseria, los areneros se olvidan, este pueblo se olvida, que todas las
demandas que hay son demandas históricas que ellos no cumplieron y que
ahora este gobierno se ha comprometido a llevarlos adelante. Pero eso
no es responsabilidad solo del gobierno.

Desmontar el neoliberalismo en El Salvador es tarea de los
revolucionarios, es tarea del FMLN, no podemos nosotros abandonar ese
compromiso. [APLAUSOS]

Por eso yo quiero felicitar a la dirección de mi partido. Medardo, el
día sábado fue muy claro, yo no pude participar en esa reunión de la
comisión Política, y analizó la coyuntura actual, la coyuntura de
demandas justas. Son justas las demandas de los y las trabajadoras,
más las de los maestros. Imagínense que un maestro comienza ganando
475 dólares y después de treinta años, después de estar en el aula
treinta años dando su vida terminan con un salario de 850 dólares, eso
es injusto, eso hay que cambiarlo, de eso el Presidente está claro que
tenemos que terminar con esas injusticias. Pero eso es parte de este
proceso de cambios y transformaciones que tenemos que llevar adelante.

En dieciocho meses no podemos resolver esta situación. La destrucción
que produjeron los grupos oligárquicos de este país contra la inmensa
mayoría del pueblo, que lo volvieron pobre, que privilegiaron el
mercado y no a las personas. A las personas las mandaron a la pobreza
y la oligarquía se enriqueció. Todos conocemos esa historia, todos
conocemos las historias de las privatizaciones en nuestro país, cómo
quitaron la capacidad del Estado de poder responder ante las
necesidades de la gente.

Es un nuevo momento. Esta obra donde está el pensamiento de Schafik
nos exige a los revolucionarios saber pensar con cabeza propia. Pero
además de saber con cabeza propia, tenemos nosotros que construir las
ideas de estas transformaciones y de estos cambios, ¿O vamos a esperar
que los neoliberales nos den nuevamente la receta? ¿O vamos a ser
nosotros junto al pueblo, junto a todos los sectores quienes vamos a
construir este proceso? Eso está en marcha en este país.

Las aspiraciones del pueblo solo las puede resolver este partido.
Inspirado en el pensamiento de Schafik. Esta obra es expresión de que
esa hermandad de los pueblos, los pueblos con los que recientemente
establecimos relaciones diplomáticas. El primer paso del Presidente
Mauricio Funes fue re establecer relaciones diplomáticas con Cuba
[APLAUSOS] y esta es obra de esta inmensa solidaridad de los pueblos
por las que luchó, por las que aspiró Schafik.

Schafik sabía que otros pueblos nos pueden ayudar, nos pueden ayudar
en su inspiración artística, y junto con la mano salvadoreña hacer
esta obra grandiosa. Pero además junto a los pueblos podemos sacar del
analfabetismo al país, juntos con otros pueblos podemos terminar con
el atraso educativo, cultural, científico-técnico de nuestro país
[APLAUSOS]

Por ello Schafik fue un militante consecuente con ese pensamiento, por
eso Schafik es un hombre no solo de El Salvador, él es un hombre de
América Latina. Las ideas de Schafik contribuyeron a construir esa
izquierda latinoamericana que llevó al neoliberalismo a la sepultura,
esa es la obra de Schafik. [APLAUSOS]

Yo les quiero decir a los hermanos de Mejicanos, no de México sino de
Mejicanos – no te vayas a enojar Carvajal – México es nuestro
hermano, Schafik lo lleva en su corazón, nos ayudaron mucho a todo el
proceso de negociación.

Pero yo les decía, a nuestros compañeros que ya acá señalan que este
municipio es bastión del FMLN. Yo les decía que esto es la
continuidad, esta obra es la continuidad. Mejicanos no solo es
recordado por que rompió el temor y permitió al FMLN ser de las
primeras alcaldías gobernadas, sino si nos remontamos a la historia,
ahora que dentro de poco en la conmemoración de Monseñor Romero se van
a lanzar toda la actividades educativas culturales de nuestra
celebración del Bicentenario de la independencia, doscientos años de
Independencia vamos a comenzar a conmemorar.

Mejicanos desde la época de la independencia fue un baluarte de la
lucha por la independencia. En la historia de nuestro país los
levantamientos contra la corona sucedieron aquí en Mejicanos y San
Salvador, y no solo eso, Mejicanos es también la historia de la
dignidad soberana ante la lucha anexionista del imperio mejicano en
aquellas épocas, que quiso anexar Centroamérica a México, o sea pasar
de la dominación española a otro tipo de dominación, y aquí surgió esa
rebeldía.

Schafik es el ejemplo de la continuidad de la independencia. La
independencia es una lucha permanente, tenemos ahora que ser
independiente en lo económico. Tenemos que romper con esa dependencia
que tiene nuestro pueblo, que tiene El Salvador para poder desarrollar
un modelo económico que le dé respuesta a estos graves problemas que
tiene el país. Todo eso significa para nosotros y para ustedes, y para
El Salvador esta obra que expresa las ideas, el pensamiento y la
altura de la dirigencia y de la capacidad de liderazgo de Schafik.

Recordado por todo el pueblo, logró unir a todo el pueblo, y sus ideas
trascendieron El Salvador y llegaron a América Latina.

Yo quiero insistir mucho en que tenemos que comprender que en el 2009
abrimos una nueva etapa histórica en El Salvador. Ya Schafik lo
intuía, lo preparaba, decía que era importante ganar el gobierno, que
era necesario ganar el gobierno, pero no bastaba solo ganar el
gobierno. Teníamos que hacer las transformaciones y los cambios.

Por eso tiene que haber una preparación de condiciones. Tiene que
prepararse el país para que verdaderamente las transformaciones sean
sostenibles en el tiempo. Que este nuevo modelo económico que surja
sea verdaderamente un modelo económico que le genere al país volver a
reconstruir su planta productiva que fue destruida por la oligarquía
durante tantos años.

Rescatar nuestra identidad cultural, generar empleos, enfrentar la
pobreza, ese nuevo sistema que hay que crearlo. Lo que ahora tenemos
es un sistema dejado por veinte años de políticas neoliberales que
tenemos que desarmarlo, pero para ello se requiere la voluntad que
siempre tuvo Schafik de luchar, de luchar, de hacer realidad esa
consigna de: La Lucha Continúa.

Estaba releyendo los escritos de Schafik, porque hay que leerlos, eso
nos da pautas, nos da guía de cómo enfrentar estos momentos, y me
recuerdo que en los años ochentas, hace más de treinta años, nosotros
en El Salvador habíamos decidido lanzar, después de agotar todos los
espacios de lucha política electoral y de venir construyendo unidad
guerrillera desde los años setentas, y que los hermanos del Partido
Comunista llevaron a plenitud la lucha política electoral, logramos
triunfos por esa vía pero fueron arrebatados y el pueblo tomó la
decisión de irse a la lucha armada, allá en los años ochentas, en esa
década también se desmoronaba el campo socialista de la Europa del
Este y eso generó una gran confusión en la izquierda, y eso generó una
gran confusión al interior del FMLN, y allí la visión científica,
humana de Schafik, ayudó mucho no solo a orientar El Salvador sino
también a orientar a América latina, porque también en esos momentos,
aquí están hermanos que conformaron el Foro de Sao Paulo y la COPPPAL,
también se abrió un debate profundo sobre eso.

El abandono de la lucha armada como forma de lucha y de buscar otras
formas de lucha, pero en ese contexto el FMLN liderado por Schafik
logró plasmar sus ideas, su estrategia y el camino.

El camino que había quedado como único en El Salvador para derrotar la
dictadura militar ya que se había experimentado años y años de lucha
política electoral, y también eso implicó para el FMLN hacer cambios
de sus visiones, hacer cambio de su estrategia, y se habló de la
necesidad de relacionar la democracia con el socialismo, se habló de
la necesidad de pensar con cabeza propia, se comenzó a construir ideas
a partir de esa nueva realidad que no contrastaban con las teorías
universales, y allí hubo que construir esa estrategia propia.

En esos momentos Schafik allá en los años ochentas en una reflexión
que hacía en el 60 aniversario del Partido Comunista de El Salvador,
decía: “Lo que nosotros reivindicamos de la tendencia actual del mundo
es la democratización, el derecho a la justicia, la posibilidad de
alcanzar esos cambios políticos y socioeconómicos por la vía de la
concertación popular y nacional”.

En aquellos momentos en donde había una diferencia entre cómo
desarrollar la lucha armada y la lucha diplomática y la lucha por la
concertación y el diálogo que generó profundos debates al interior del
FMLN. Se creyó que aplicar los instrumentos de la negociación y del
dialogo era desmontar la revolución, pero es que se había creado un
contexto internacional nuevo en el cual había que hacer comprender que
la lucha armada en El Salvador buscaba terminar con la dictadura para
abrir un proceso de construcción democrática, llevar justicia al país,
y eso fue una decisión acertada.

Schafik fue persistente en generar ese debate, como ustedes lo
conocieron, muy franco, muy directo y a veces muy fuerte para hacer
comprender sus ideas. Ustedes saben este proceso terminó en una
combinación de lucha armada y negociación y firmamos los acuerdos de
Paz, y a partir de esos Acuerdos de Paz desmontamos la dictadura
militar y se abrió este proceso nuevo que ya lleva más de 18 años de
construcción democrática.

Hubo otro momento después de que firmamos los acuerdos de Paz y
decidimos desarmar a nuestras estructuras militares y convertirnos en
partido político, y participar por primera vez el FMLN en elecciones
en 1994. Y claro dos años de preparación, sabíamos dominar la lucha
armada, nos habíamos hechos expertos en la lucha armada, conocíamos
todo lo que tiene que ver con la destreza de llevar adelante la lucha
militar en El Salvador.

En esos dos años tuvimos que convertir la estructura militar en
partido político, pero además en todas las elecciones, y se plantearon
las elecciones, claro la derecha hizo sus cálculos y dijo: “éste es un
escenario desconocido para el FMLN, y lo vamos a integrar al sistema.”

Tuvimos victorias importantes, victorias importantes a nivel municipal
y a nivel de la Asamblea Legislativa. Nos convertimos en la segunda
fuerza política pero no logramos el triunfo presidencial, y eso
promovió en la izquierda salvadoreña de que el FMLN había traicionado
al pueblo, y generó también confusión en la izquierda latinoamericana
que decían que el proceso salvadoreño había perdido su carácter
revolucionario y que se había integrado al sistema.

En ese momento también Schafik participó en un Foro de Sao Paulo en el
95 en Uruguay y comenzó a hacer reflexiones y él hablaba de que la vía
de la lucha política electoral abre posibilidades para el avance de la
izquierda, en el 95, y él trasladó estas reflexiones a ese foro y
dice: “Llegamos a dominar la lucha armada por ejemplo, nosotros en
esto hemos hecho procesos muy grandes, pero en la lucha electoral no,
la derecha tiene bastante más dominio y también más instrumentos que
nosotros, tienen una versatilidad muy fuerte, no solo en el terreno de
la propaganda sino en el aparato del Estado y con el empresariado
quien cada vez más, por lo menos en El Salvador, se le incorpora
orgánicamente a la derecha.

Tenemos que asumir la necesidad de hacer un gran esfuerzo para dominar
esta forma de lucha a partir de nuestra actuación en otras
condiciones, reconociendo cuales son los instrumentos y como los
utiliza la derecha y potencia de lo nuestro.”

Y en ese sentido Schafik comenzó a trabajar en nuestras bases, a
visitar los pueblos, los caseríos, a perfeccionar el uso del
instrumento, lo llegamos a dominar y a través de las elecciones
sacamos a ARENA del gobierno, a través del dominio de las elecciones
vencimos el miedo y derrotamos a la derecha a pesar del fraude, a
pesar de la campaña oprobiosa y de de temor que hizo. [APLAUSOS]

Hoy dominamos ese instrumento, sabemos que es un instrumento para el
avance de la lucha de la izquierda en El Salvador y de los pueblos en
El Salvador. Y que ahora el gran temor de la derecha es que el FMLN va
a llegar al gobierno y que va a llegar un presidente del FMLN,
[APLAUSOS], ese es el gran miedo de la derecha, porque sabe que el
FMLN ha logrado dominar esta forma de lucha, pero eso también implicó
para el FMLN nuevas ideas, construir nuevos instrumentos, educar a
toda nuestra base, educar que un partido como el FMLN no es solo para
las campañas, sino que es de trabajo constante, permanente, en el
seno del pueblo, en el corazón del pueblo, esos son nuestros comités
de base.

Nosotros trabajamos los 365 días, trabajamos y orientamos y estamos
junto a la gente. No solo dominamos esa forma, sino que también hemos
incorporado lo que somos. Nosotros antes de ser partido político
fuimos movimientos sociales, el FMLN está compuesto por campesinos,
obreros, estudiantes, gente humilde que saben hacer la lucha social,
no solo llamar a las elecciones. Saben cómo luchar porque su comunidad
tenga el agua, les mejoren sus calles y eso es parte de la obra de
Schafik.

Y también acá se ha señalado el viaje de Schafik a Bolivia para la
toma de posesión del compañero Evo Morales. Y allá en aquella época
sucedía algo acá, algo parecido aquí, de dudas de que sí esto es un
cambio y de que si son transformaciones y que gente de izquierda está
cuestionando al gobierno, que quiere sacar otra alternativa diferente
al gobierno y aún en estos momentos hay unos ilusos que creen que
pueden botar al presidente Funes, yo les quiero decir que están
equivocados, el pueblo del FMLN va a defender a este gobierno.
[APLAUSOS]

No se equivoquen señores de la derecha, no sueñen, estamos claros de
nuestros compromisos. Y Schafik en ese momento participó en una
reunión con la izquierda Boliviana y él decía, les voy a leer unos
párrafos del discurso que Schafik dio ahí: “Oímos ayer el discurso de
Evo, a quién conocemos desde hace unos años, nos impresionó su
claridad, su fuerza de voluntad, su convicción y no tenemos ninguna
duda de que pondrá en marcha un cambio realmente profundo en esto que
está ocurriendo en Bolivia. Hay otra lección, la izquierda
latinoamericana, como ya dijo alguien aquí, debe aprender a escuchar a
nuestro pueblo y no hay que ir al trabajo revolucionario con
prejuicios, con esquemas pres establecidos.

Si algo de positivo tiene el derrumbe de la Unión Soviética y de
aquel cambio socialista, porque de negativo tuvo mucho, al suprimir
uno de los dos polos que permitía que la lucha de los pueblos pudiera
avanzar en aquel tiempo con más soltura, si algo tuvo de positivo es
que nos obligó a pensar con cabeza propia y no con esquemas que
terminan siendo muy dañinos.

Aquí en Bolivia, dijo, por desgracia hay una de esas fuerzas que no
quieren apoyar a Evo y se siguen proclamando de izquierda. Con la
autoridad que me debe de haber sido militante y dirigente del Partido
Comunista de El Salvador, por mucho tiempo, puedo decir a la
dirigencia del Partido Comunista de Bolivia que está cometiendo una
estupidez, tampoco apoyaron al Che, lo que está pasando en Bolivia
confirma una vez más que los dogmas convertidos en principios son
dañinos. Afortunadamente nosotros en El Salvador nos deshicimos de
esos dogmas al examinar el recorrido de la revolución en América
Latina, ninguna de ellas, absolutamente ninguna, se realizó conforme a
esos dogmas, ninguna de ellas y ninguna de ellas fue encabezada por
esos dogmáticos, eso sería suficiente para reflexionar y sacudirse esa
herencia”.

¿Por qué habló de esta reflexión?, Si nos trasladamos a El Salvador,
hay muchas dudas sobre el cambio, hay muchas dudas sobre las
transformaciones, que son lógicas, que son correctas, pero estamos
obligados, obligados a interpretar este momento histórico, por ello
vuelvo a insistir, yo felicito a la Comisión Política, en su
comunicado donde fija posición con respecto a la lucha sindical, dejan
bien claro que ahora hay una nueva relación entre el movimiento social
y el FMLN. El FMLN es parte de este gobierno y tenemos una relación
diferente con las organizaciones sociales, queremos junto con las
organizaciones sociales cambiar, transformar este país, de eso que no
quepa y no quede ninguna duda y lo dice muy claramente el comunicado,
respaldamos las justas demandas de los trabajadores.

Pero también esta obra nos recuerda esta nueva época, es una nueva
época diferente a la que se vivió hace 30 años. Hace 30 años en una
parte de la Europa del Este, las ideas del socialismo se derrumbaron,
no estaban enraizadas en el pueblo, ahora después de 30 años lo que
está sucediendo en el mundo, que las ideas del capitalismo neoliberal
se están derrumbando y han llevado a una crisis profunda al mundo y a
los países que hemos aplicado las políticas neoliberales estamos
sufriendo las consecuencias, eso no lo podemos ignorar.

¿Qué podemos hacer…retomar las ideas de los neoliberales? ¡Jamás!,
esas ideas ustedes saben lo que hicieron en El Salvador, privatizaron
la banca, la banca quedó en manos de grupos económicos fuertes, a la
mayoría de trabajadores los sumieron en la pobreza, privatizaron la
energía eléctrica, querían privatizar la educación, la salud. ¿Vamos a
regresar a eso?

Schafik dice claramente, no solo necesitamos el instrumento del
gobierno, sino que tenemos que sentar y construir las bases de las
transformaciones y del cambio que permitan enfrentar la pobreza, que
permitan salir del atraso cultural en educación y en ciencia y
tecnología. Que permitan llevarle la salud al pueblo, de eso habla
Schafik, habla de las necesidades de nuestro pueblo, que retoma
nuestro comunicado, nuestro comunicado dice que tenemos que pensar en
ese salvadoreño que no tiene empleo, que no tiene de qué comer y
vivir, ese es el pobre en el que hay que pensar, ese es el pobre al
que hay que darle prioridad en este momento tan difícil económicamente
en el país [APLAUSOS] y eso es lo que está haciendo este gobierno.

Este gobierno está desmontando el neoliberalismo. ¿Por qué la derecha,
Por qué ARENA quiere recuperar el gobierno?, Porque perdieron el
gobierno, qué no entienden eso, que ARENA perdió el gobierno,
[APLAUSOS] ese gobierno que les ayudo a financiar sus empresas y que
ahora reclaman y no solo lo reclaman, sino que están entorpeciéndolo
y quitando la aplicación de las políticas económicas en este país.
No observar eso es perder quienes causan los males en este país, es
perder la visión de principios que debe tener un partido
revolucionario: la gente, pensar en la gente, eso es un cambio que
está haciendo este gobierno, que le duele a la derecha porque ellos
quisieran que los préstamos se invirtieran en las empresas, eso es lo
que reclaman, están molestos.

Porqué esta empresa privada nunca ha sido competitiva, porque ha
estado a las faldas del gobierno, a las faldas del Estado, ¿por qué
no han podido hacer efectivamente de este país un país productivo?,
porque el interés de ellos es enriquecer sus bolsillos, no es la
gente. [APLAUSOS] No podemos perder la orientación, no podemos perder
el rumbo.

¿Qué hace este gobierno?, se endeuda, si, y se endeuda para pagar
gastos corrientes, porque los gobiernos areneros saquearon el país y
han dejado un déficit fiscal de más de 200 millones de dólares, cada
mes hay que estar pensando cómo se van a buscar esos 200 millones de
dólares para pagarles a la gente. Y esos préstamos se están usando en
el calzado, en los uniformes. Yo les pregunto a ustedes ¿no tienen
hijos en las escuelas?, ¿no les ha ayudado que ya no van a sacar el
dinero de su bolsillo para comprar el calzado y los útiles escolares?
¿No les ha ayudado el programa de alimentación y que ahora van a tener
un vaso de leche?, ahí están 75 millones de dólares que se van a usar
para eso, [APLAUSOS] ahora lo decía el presidente, ya garantizamos el
2011 y vamos a garantizar el 2012 y en la salud, son más de 180
millones de dólares para la salud, ¿y para quién es? ¿Es para estos
grandes centros médicos?, no, es para mandar a los médicos a los
cantones más alejados de Chalatenango, de Morazán, de Cabañas, la
gente que nunca tuvo la salud, ahora están grupos de médicos
especialistas llegando a esos lugares. [APLAUSOS]

¿En qué se están invirtiendo los préstamos?, en las comunidades más
pobres, se les está subsidiando a las familias más pobres de este
país. No reconocer eso me parece que no es hacer una valoración
objetiva de la realidad. La inversión de este gobierno no es hacia el
capital, es hacia las personas, es hacia la gente más pobre para
sacarla de la pobreza, para que tengan educación, para que tengan
salud y con una visión nueva, una visión de inclusividad.

¿Qué quiere decir inclusividad?, nosotros estamos alfabetizando a los
niños sordos, a los niños que no pueden ver, a los niños que tienen
dificultades, a los discapacitados, a los niños discapacitados que han
estado abandonados, ahora les estamos dando oportunidad de que vayan a
la escuela, [APLAUSOS] Las personas adultas mayores que nunca pensaron
en ellas. Son los sectores excluidos eternamente los que ahora son
objeto de este gobierno, pero claro es difícil responder a la enorme
demanda dejada por los gobiernos anteriores.

Medardo señalaba un documento, que yo creo que cada militante del FMLN
debe de leerlo, para que vean ahí un recorrido histórico del
desarrollo económico del país y como la oligarquía salvadoreña
prefirieron el mercado y se alejaron de los pobres, de las personas y
son los causantes de esta enorme desigualdad que existe en este país.
¿La podemos resolver en 18 meses? ¿Creen qué la podemos resolver en 18
meses?, es un proceso y con ese proceso es al que yo les llamo a que
nos comprometamos.

Si queremos honrar la memoria de Schafik tenemos que ser abanderados
del cambio y las transformaciones en este país. [APLAUSOS]

Yo no digo que no se critique, al contrario se debe ser más fuerte con
la crítica, pero eso no nos debe de llevar a perder nuestro
compromiso. Sentar las bases de un nuevo modelo económico depende
como se incorporan los campesinos, como se incorporan los obreros,
como se incorporan los pequeños y medianos artesanos.

Se está generando empleo, los programas de educación están generando
empleo y hay un montón de analistas en La Prensa Gráfica y El Diario
de Hoy, todos los días sacan dos, tres páginas, hablando sobre la
educación. ¿Y quiénes son los que hablan?, son los asesores de la
política económica de ARENA, los que llevaron este país a que la
calidad de la educación sea una calidad que tiene mucho que desear.
Es de la calidad más bajas, ellos buscan que haya una mejor calidad de
educación en los colegios privados y les importa poco que en las
escuelas públicas, donde está la gente humilde pueda recibir educación
de calidad.

Este gobierno está dispuesto a garantizar y llevarles a los niños
educación de calidad. Por eso ahora el año escolar se inauguró en el
Distrito Italia, en el Centro Educativo, porque ahí se está educando
de una forma diferente. Hicimos un recorrido por todo y los
periodistas salieron corriendo, no fueron a ver todos los avances que
hay en esa escuela y eso es lo que queremos hacer en el país, cambiar
la escuela, cambiar el aula, darle la oportunidad al niño que tenga
acceso a las tecnologías educativas en función de su conocimiento, en
función de ser un hombre nuevo, esa es la transformación, eso es lo
que tenemos que ir sentando y en los cinco años este gobierno lo que
se propone es dejar sentadas, como decía Schafik, preparar las
condiciones para los cambios y las transformaciones.

Estamos seguros que no solo es necesario tener el gobierno, es
obligación generar las condiciones de cambio y de transformación en El
Salvador y en eso es que está comprometido este gobierno. Tenemos que
estar comprometidos todos los funcionarios, tanto del FMLN, como de
los partidos aliados que conformamos el gobierno.

Yo quiero finalizar diciéndoles compañeros y compañeras: tenemos que
entrar en la batalla de las ideas, tenemos que imbuirnos del
conocimiento de esta nueva realidad e ir nuevamente de casa en casa, a
platicar con las familias, sobre este cambio, sobre esta
transformación que se está llevando adelante en el país, tenemos que
llegar a los sindicatos, a los gremios para dialogar con ellos y
plantearles este camino que tenemos que construir juntos, si juntos
sacamos a ARENA del gobierno, juntos vamos hacer los cambios y las
transformaciones en este país. [APLAUSOS] Y el FMLN, como lo fue
Schafik es el único que puede unir al pueblo alrededor de estas ideas
de cambio y de transformación. [APLAUSOS]

Por ello es que no debemos de permitir que regrese ARENA al gobierno,
ese es el compromiso que hacemos ahora ante Schafik. Vamos a trabajar
para que este monumento ilumine a todo el país, ilumine a nuestro
partido, ilumine a nuestra dirección y nos de la sabiduría para saber
conducir a nuestro pueblo y dar las orientaciones claras y precisas
que este momento requiere. Ese es el llamado que les hago.

Están las elecciones de alcaldes y diputados próximas, tenemos que
trabajar, y están las elecciones presidenciales, yo no estoy llamando
a votar oyen señores de la prensa. [APLAUSOS] Estoy hablando de la
realidad. El regreso de ARENA es nefasto para El Salvador, yo creo que
nadie lo va a permitir. [APLAUSOS]

¡Viva Schafik!

¡Que viva el FMLN!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>